lunes, 10 de abril de 2017

Galletas de maicena y leche condensada (sin gluten)


Buenos días!!¿Como va todo? Yo deseando que lleguen los 4 días de Semana Santa en los que debería descansar, pero en los que aprovecharé para hacer un millón de cosas pendientes... Sacaremos tiempo para todo, descansar, pasear y olvidarnos un poco de horarios,rutinas y reloj...

Hoy os traigo una receta super sencilla..en casa y varias amigas que las han probado les han gustado mucho, pero si es cierto que tienen una textura diferente a otras galletas..Una de las mamis de los compañeros de tenis de Paula las bautizó como "galletas angelicales" son delicadas y se deshacen en la boca...Esto de correr a llevar a los niños a las actividades tiene parte de bueno...y es ese rato de charla con el resto de madres y padres que a veces endulzamos un poquito entre unas y otras.

Que sepáis que la textura es distinta. En casa particularmente encantaron y a mi más que a nadie...así que las regalé todas..unas por aquí y otras por allá..pero la tentación lejos...Pero la que probé no os quiero contar como la disfruté (aún se me hace la boca agua....)..ahhhh y me gané la bronca de Paula por regalarlas...será golosa esta pequeña mía!!

Vamos con la receta yo se la vi a Megasilvita, me encanta su blog y sus fotos y solo ver lo monas que eran llegué a casa y las hice.Podéis ver las suyas en este enlace Megasilvita

INGREDIENTES

1 yema de huevo
125 gr. de mantequilla sin sal y a temperatura ambiente.
200 gr. de leche condensada
350 gr. de maicena 
40 gr. de azúcar glass

ELABORACIÓN

Estas galletas no pueden ser más fáciles.
Batimos la mantequilla con el azúcar y la leche condensada. Yo lo hice con batidora eléctrica.
Cuando esté bien mezclado añadimos la yema y la maicena tamizada y mezclamos hasta que se haga la masa. Listo!!!
Precalentamos el horno a 160º calor arriba y abajo.
Hacemos bolas más o menos del mismo tamaño y aplastamos con un tenedor para darles la forma típica de estas pastas. Como veis en la foto.


Si se pega un poco ( a mi me pasaba) untáis el tenedor en maicena y solucionado.Yo lo hice tanto para untar mis manos con un poquito y dar forma a las pastas como para poner en el tenedor..se hace más fácil.
Las colocamos sobre papel de hornear y al horno unos 12-15 minutos. Deben quedar blanquitas y no dorarse.


Pasado este tiempo las sacamos y las pasamos a una rejilla para que se enfríen.
Yo he de decir que me tomé una templada...no aguanté a que enfriaran...me encantan!!!






Simplemente si las espolvoreamos con azúcar glass quedan preciosas y les da un toque muy rico






Pues como os dije antes, parte las llevé para un café... 


Y otras las metí en una caja presentadas como veis en la foto y fueron mi regalo para unos amigos encantadores!!!






 Espero que las hagáis y que las disfrutéis...es imposible que sean más sencillas...de esas pastas que salen bien si o si..sepamos cocinar o no..sólo siguiendo la receta.
 Os deseo una feliz Semana Santa, aunque espero pasar por aquí a dejaros algún dulce típico de estas fechas que tengo en mente..y no...no son torrijas que en mi casa no gustan demasiado.

Un beso dulce.

RUBA













No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...